Desde tiempos remotos, los seres humanos hemos tenido la necesidad de controlar el tiempo y los cambios que van asociados a su devenir. El invento del reloj es probablemente la mayor manifestación de esta preocupación humana por el transcurso del tiempo, pero no es la única, ni mucho menos la más antigua. Los calendarios lunares comenzaron a utilizarse hace más de 8.000 años y desde entonces han sido una herramienta muy valiosa para la programación de cualquier tipo de cultivo, entre ellos, el de marihuana.

Tabla de contenidos:

1 La utilidad del calendario lunar en 2018

2 ¿Se puede aplicar el calendario lunar en los cultivos de interior?

3 Los tiempos clave en la planificación de tu cultivo con el calendario lunar de 2018

La utilidad del calendario lunar en 2018

Muchos se preguntan por la utilidad y el alcance de esta herramienta en los diferentes puntos del planeta. Para despejar todas esas dudas habituales, en esta ocasión hemos preferido dejarlo claro desde el principio.

La influencia que ejerce la luna sobre los cultivos de marihuana (y cualquier otro tipo de cultivo) es similar en todos los rincones de la Tierra. Tanto si estás en México como si estás al otro lado del Atlántico, bien sea en el hemisferio Sur, bien en el punto más septentrional del planeta, de acuerdo al calendario lunar, las labores de cultivo serán las mismas en cualquier región del mundo.

Así pues, el uso de este calendario es mucho más sencillo de lo que imaginas. Lo importante es tener claro que no hay que dejarse llevar por las fases de la luna según la visión que cada cultivador tenga desde el punto geográfico en el que se encuentra, ya que esto es solo una percepción espacial. El aspecto de la Luna en los diferentes hemisferios se refiere únicamente a cómo esta se ve, pero no a su fase real. Esto es, cuando decimos que la Luna está en fase creciente, crece para todos por igual. El ángulo de visión no interfiere en la influencia que ejerce la Luna sobre tus plantas, estés donde estés, por lo que el calendario es aplicable a todos los cultivos del planeta.

¿Se puede aplicar el calendario lunar en los cultivos de interior?

Es otra de las preguntas del millón. Y como suelen hacerla mucho, trataremos de aclararla de la manera más sencilla posible. Aunque tiene su lógica pensar que si nuestro cultivo de marihuana no está en el exterior el influjo de la Luna tiene más bien poco que hacer, esta es una idea errónea bastante extendida.

El calendario lunar se puede aplicar también en un cultivo de marihuana indoor ya que esa energía que conecta al planeta con su satélite es la misma dentro y fuera de casa. El problema no está en que el influjo de la Luna no llegue con tanta intensidad a las plantas de interior (estamos hablando de la Luna, no de la señal WiFi de tu vecino) sino que los cultivos indoor llevan otro ritmo de germinación, crecimiento, floración y cosecha, por lo que a veces puede resultar un poco más complicado ajustarse a los tiempos que señala el calendario lunar.

De todas maneras, si esos tiempos se corresponden relativamente bien con el avance de lo que indica el calendario, podrás aplicar esas mismas recomendaciones en tus plantas de interior y de exterior sin que ello interfiera en el éxito de los resultados obtenidos.

Los tiempos clave en la planificación de tu cultivo con el calendario lunar de 2018

En el calendario lunar de 2018 de Fumanchu dispones de toda la información necesaria para planificar tus cultivos de marihuana durante el próximo año. Fechas exactas e indicaciones precisas con las que ya puedes ir organizándolo todo para que no se te escape ningún detalle y en 2018 consigas una de esas cosechas de cannabis de campeonato.

Sabiendo con certeza cuál es la fase de la luna en cada día del calendario, lo tendrás mucho más fácil para actuar sobre tus cultivos de la manera correcta. No pierdas de vista esos días marcados en rojo en los que las energías de la luna no traen nada bueno, por lo que es mejor que dejes a tus plantas descansar mientras dure ese influjo negativo. Y en cuanto al resto de fechas, ten siempre en cuenta este esquema básico:

• Cuarto creciente: cuando se inicia el tránsito hacia la Luna llena, también las semillas de las plantas se llenan de energía. Por este motivo siempre se ha considerado que la fase de cuarto creciente es la mejor para la germinación de tus semillas de marihuana. Normalmente se suelen germinar las semillas hacia el último momento de esta fase ya que así se puede hacer coincidir su plantación con el primer día de Luna llena, para aprovechar todo el potencial de este momento.

• Luna llena: si la Luna brilla con tanta fuerza durante esta etapa de su ciclo, no es sólo por su posición con respecto al Sol. El satélite se llena de energía y su influjo también es mucho más notable sobre todo lo que sucede en tus cultivos. Es un buen momento para plantar o transplantar ya que esta energía eleva la producción de savia, el aumento del follaje y el crecimiento vertical.

• Cuarto menguante: comienza el ciclo de decaimiento y el poder lunar ya no es tan intenso como en el de las dos fases anteriores. El brillo de la Luna es más tenue y eso provoca que la sabia de las plantas también empiece a descender. El crecimiento se verá ligeramente frenado durante esta etapa a cambio de que las raíces salgan más fortalecidas.

• Luna nueva: es una fase de resposo. La Luna apenas tiene brillo, por lo que los cultivos no pueden captar su energía. ¿Qué hacer durante estos días? Es un buen momento para la poda o para realizar tutorados en tus cultivos. En tanto que las plantas están en una fase de reposo, estos cambios no la afectarán.

Aprovéchate de estos conocimientos milenarios para sacarle el máximo rendimiento a tus cultivos durante 2018. De un modo sencillo y muy gráfico podrás determinar cuáles son las necesidades de tus plantas día a día y qué es lo que más les conviene en función de lo que diga el calendario lunar.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here