El juez de la corte federal Alvin Hellerstein dijo durante un juicio que la marihuana es segura y salva vidas.

Esta declaración tuvo lugar durante una demanda presentada por un veterano de guerra que solicitó el cambio de “clasificación” de la categoría I a la categoría II. Este veterano, José Belén, sufre síndrome de estrés postraumático y asegura que su vida cambió radicalmente con el uso de cannabis para tratar su problema.  Considera anticonstitucional que el estado federal impida el acceso a un medicamento que es beneficioso.

Hellerstein se posicionó del lado del veterano y considera que el cannabis tiene un efecto beneficioso en algunos casos, sobre todo en todos aquellos que se relacionan con el dolor. Además, considera irracional que esté clasificado como “I” en la escala de peligrosidad y, en cambio, se considere como peligrosidad “II” los analgésicos que han generado la epidemia de opiáceos.

En sus argumentos Hellerstein citó el caso de Alexis Bortell una niña con graves ataques epilépticos a la que el cannabis ayudó considerablemente. “Le salvó la vida… ya no tiene ataques. Existe un caso de uso médico”.

Pese a que aún no se ha decidido la sentencia José Belén cree que todo el proceso ya es una victoria. De algún modo prevé que si no es el juez Hellerstein el que lo apruebe tarde o temprano el cambio llegará.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here